Seguimos cocinando durante las semanas de confinamiento

¿Por qué deberías comer despacio? ¡5 trucos!

trucos-comer-despacio

“Comer algo con ansia y apresuradamente”... Leyéndolo detenidamente, ¿no te recuerda a nadie?

Lo más seguro es que nos haya venido a la cabeza una persona o incluso nos hayamos sentido reflejados. Comer es un hábito inconsciente. Lo hacemos automáticamente, sin pensar, y, muchas veces, nos damos cuenta de que la velocidad con la que lo hacemos o lo vemos hacer no es para nada la apropiada. 

Las prisas, no tener tiempo suficiente, o por hambre o por inconsciencia, suelen ser los motivos más recurrentes por los que comemos rápido. Y sí, como te imaginarás comer de modo descuidado, la manera de masticar y el tiempo en que lo hacemos tienen un impacto directo en la salud. Recuerda: la digestión comienza en la masticación, en la boca.  

No te recomendamos comer despacio porque sí. Entre otros beneficios, tendrás mayor sensación de saciedad, se consume menos cantidad de alimentos, favorece la digestión y absorción de nutrientes, mejora el nivel de estrés, regula el nivel de glucosa y sé es más consciente de lo que se come. 

Si pretendemos mantener el peso adecuado, comer despacio es primordial. Cuando nos saciamos comiendo pausadamente, no comemos en exceso y nos limitamos a las cantidades recomendables para nuestra dieta. 

Trucos para comer despacio

  1. Suelta el tenedor entre bocado y bocado. Toma atención en lo que tienes en la boca e identifica sabores, ingredientes, texturas, etc.
  2. Haz bocados pequeños
  3. Da prioridad a alimentos que precisen ser masticados 
  4. En el caso de alimentos líquidos, añade frutos secos picados, fruta troceada, o cereales. 
  5. Intenta llevar un ritmo lento, pausado y constante.
Como sabes, en FitDietBox ponemos a tu alcance menús semanales adaptados a tu objetivo. Te los llevaremos donde nos digas. No tendrás mejor excusa para comer despacio: para saborear cada bocado de nuestras magníficas elaboraciones saludables